jueves, 16 de febrero de 2017

@teahorréunclick - Los enemigos del marketing periodístico


Sensacionalismo, marketing de contenidos y mala praxis periodística. La propuesta tuitera de la cuenta @teahorréunclick deja en evidencia cómo algunos medios periodísticos operan combinando estos 3 fenómenos. La consigna de esta nueva iniciativa en Twitter es informarse de forma veraz y sin necesidad de salir de nuestra Time Line, resumiendo o cuestionando en 140 caracteres, los titulares de las noticias. 

La cuenta abrió en enero de 2016, tiene 1091 seguidores y trabaja con 2 personas que monitorean los posteos en Twitter de los medios; en ocasiones apuestan a contradecirlos, dejando en evidencia contenidos que no son fieles al titular. @teahorreunclick atenta contra esa práctica de algunos medios, más fiel al marketing que al periodismo, que intenta atraer tráfico a sus sitios webs a través de títulos sensacionalistas o literalmente falsos: la modalidad clickbait. Los creadores de @teahorreunclick conocieron la versión estadounidense (@savedyouaclick) y decidieron adaptarlo a Uruguay. 

Cuentan que la motivación surgió por la cantidad de clickbait que utilizan los medios uruguayos y lo molesto que resulta. El fenómeno clickbait se traduce como "cebo de clics" y se refiere a los contenidos digitales producidos específicamente para conseguir publicidad en la web y refiere un parámetro del tiempo que destina el lector a visitar la página enlazada

A este fenómeno refiere un artículo publicado el jueves 14 de junio por el semanario Búsqueda, que señala el riesgo de esta práctica por "el descuido de la calidad profesional, de la exactitud y de la veracidad de las informaciones. ¿Por qué? Porque apuntan fundamentalmente a los títulos sensacionalistas que despiertan la curiosidad inmediata y a las réplicas en las "redes sociales". 



"Muchas veces uno termina perdiendo tiempo leyendo una noticia o una "noticia" que en realidad no es certera, interesante, valiosa o incluso ninguna de las anteriores. Solamente entrás porque te engañan o generan mucha curiosidad. La idea es que uno pueda decidir si le interesa esa noticia o no con información real", asegura uno de los responsables de la cuenta. 

Por el momento son solo dos personas que dedican pocas horas a la cobertura de noticias en Twitter, porque conjugan esa tarea con la actividad laboral. No filtran los temas aunque aseguran que en los temas deportivos y de farándula es más usual encontrar el clickbait. 


Hasta el momento, aseguran que las respuestas que recibieron han sido positivas. Una excepción desde los medios es la cuenta de El Espectador, que decidió bloquearlos inmediatamente después de haber citado un tweet de su portal. No obstante, afirman que no les afecta el trabajo porque les resulta sencillo acceder a los tweets de ese medio y tomar capturas de pantalla.

No hay comentarios: